Cómo aclarar el agua de la piscina

03/08/2018

Una de las dudas más frecuentes de nuestros clientes tiene que ver con el problema de cómo aclarar el agua de la piscina. Y es que es demasiado habitual y molesto bañarse en una piscina en que no ves el fondo, debido al color grisáceo que tiene el agua turbia, cuando lo que tendría que ser normal sería que el agua estuviese limpia y transparente y el único color que se debería ver es el del azulejo de paredes y suelo de la piscina.

Cómo aclarar el agua de la piscina

Una de las dudas más frecuentes de nuestros clientes tiene que ver con el problema de cómo aclarar el agua de la piscina. Y es que es demasiado habitual y molesto bañarse en una piscina en que no ves el fondo, debido al color grisáceo que tiene el agua turbia, cuando lo que tendría que ser normal sería que el agua estuviese limpia y transparente y el único color que se debería ver es el del azulejo de paredes y suelo de la piscina.

Agua turbia en la piscina

La verdad es que es muy corriente encontrar el agua turbia en la piscina ya que se puede deber a múltiples motivos: el déficit de horas de filtración del agua, que los niveles de pH, cloro o dureza del agua no sean los indicados, y agentes externos como un uso intenso de la instalación por un número importante de bañistas, las inclemencias del tiempo o la caída de hojas, insectos, etc.

Aún así, si se toman las debidas medidas, se pueden corregir los errores para revertir la situación y volver a conseguir un agua limpia y transparente. Pero tenemos que tener claro que se si no se toman cartas en el asunto, la situación se puede agravar y que lleguen a proliferar las odiosas algas.

Una de las primeras medidas que es necesario adoptar es aumentar las horas de filtraje del agua, por encima de las 8 horas ‒y aún más si el uso de la piscina es elevado‒, con el objeto de eliminar las partículas finas que se encuentran suspendidas en el agua. Se recomienda revisar que el filtro no esté sucio o que, en el caso que sea de arena, está presente unas condiciones óptimas.

Paralelamente también es importante realizar un análisis del agua, ya que una descompensación en alguno de los parámetros a examinar puede ser uno de los orígenes del agua turbia en la piscina. Por lo tanto, es importante mirar que los niveles de pH, cloro, alcalinidad y dureza del agua se mantengan dentro de los márgenes recomendados.

Productos para aclarar el agua de la piscina

Si corrigiendo los valores de los elementos químicos del agua y haciendo un filtraje a conciencia no hemos podido aclarar el agua de la piscina, aún podemos recurrir a añadir algún producto que contribuya a acelerar el proceso de recuperación del agua de la piscina y que nos permita una limpieza efectiva.

Así, el primero de los productos que aconsejamos agregar es un clarificador con la finalidad de remover las partículas finas y que se agrupen para facilitar su extracción. Pero debemos tener en cuenta ‒como en cualquier adición de producto‒, que no debemos pasarnos puesto que un exceso de clarificador en el agua puede ser perjudicial: puede repeler las partículas en lugar de agruparlas.

Si incluso con el clarificador seguimos con el agua turbia, podemos probar de aumentar el tamaño de las partículas en suspensión para conseguir que bajen hasta el fondo de la piscina con la ayuda de un floculante. Una vez se haya dejado actuar este agente químico el tiempo suficiente, tenemos que recurrir a la acción de un limpiafondos.

Esperamos que estos consejos le hayan sido de utilidad y que una vez puestos en práctica haya podido volver a bañarse en el agua limpia y cristalina de su piscina. Si no es así, llame a UOBPOOL y uno de nuestros técnicos resolverá in situ el problema.